Cambio Climático

Cómo invertir si tu ciudad se inunda

CC SAN FRANCISCO PLANIFICACIÓN 1

Mientras el agua cerca al Gran Buenos Aires y especialmente a Luján tras unas lluvias que se repetirán cada vez más con más frecuencia e intensidad en nuestra región, según los climátólogos, la ciudad norteamericana de San Francisco encara proyectos de obras públicas por 25 mil millones de dólares para contrarrestar la prevista subida del océano Pacífico frente a sus costas, pero siguiendo una novedosa guía técnica específicamente determinada, también, por el cambio climático (foto  Sudheendra Vijayakumar / flickr).

La situación de las costas de San Francisco continuará empeorando por las mareas altas, su aeropuerto internacional figura entre los más vulnerables del país a las inundaciones y la erosión de las costas del Pacífico se acelera por el aumento del nivel del mar.

Ante semejante panorama para las próximas décadas, la ciudad adoptó un enfoque sin antecedentes en Estados Unidos para evaluar los riesgos para la infraestructura que le plantea el aumento del nivel del mar.

Esta nueva política urbana incluye un sencillo método de chequeo que ayudará a los funcionarios a incorporar el aumento del nivel del mar en los planes de construcción y mejoras, desde cañerías a estaciones de policía, pasando por el asfaltado de calles.

CC SAN FRANCISCO PLANIFICACIÓN 3

Una representación de cómo Crissy Field (San Francisco) se vería con 3,6 m de aumento del nivel del mar. Crédito: Nickolay Lamm.

 

El nivel del mar aumentó unos 20,3 centímetros desde que la industria comenzó a quemar combustibles fósiles a mediados del siglo XIX, aunque a largo plazo los distintos ciclos han evitado sólo temporalmente a la Costa Oeste norteamericana algunos de esos impactos. Para finales del siglo, sin embargo, se prevé entre 60 y 90 centímetros de elevación del nivel del mar.

“No he visto nada tan completo”, dijo Jessica Grannis, gerente del programa de adaptación del Centro Climático de Georgetown, después de revisar el nuevo plan de San Francisco. “Esto es casi único, y un nuevo paso adelante en la incorporación de la adaptación al cambio climático a los procesos de presupuesto de la ciudad”.

La guía fue adoptada el mes pasado por el comité de planificación de San Francisco, un grupo de legisladores y funcionarios que se formó hace casi una década para orientar y dar prioridades a los gastos de sus reparticiones, departamentos y agencias. De acuerdo con el último informe bienal del comité, ese gasto superará los 25 mil millones dólares durante la próxima década.

El proceso de verificación es simple, diseñado para dar un panorama macro sobre futuros riesgos de inundación ante cualquier proyecto de infraestructura propuesto. Algunas instalaciones, tales como parques, pueden soportar fácilmente inundaciones ocasionales. Pero u hospital o cuartel de bomberos, por el contrario, podría paralizarse si el terreno sobre el cual se construyó queda inundado permanentemente. La nueva guía ayuda a averiguar dónde los riesgos de inundación de un proyecto se topa con esos extremos.

CC SAN FRANCISCO PLANIFICACIÓN 2

La guía a seguir requiere que un funcionario de la ciudad revise los mapas de nivel del mar de inundación para determinar si el proyecto de infraestructura se encuentra en una llanura de inundación, bajo diferentes escenarios de aumento del nivel del mar, o si está en un terreno que podría llegar a inundarse permanentemente (foto ah zut / flickr).

Si uno u otro es el caso, el funcionario encuadra los riesgos como “alto”, “medio” o “bajo”. Esas alternativas indican la severidad con la que las inundaciones previstas afectarían a las operaciones del proyecto, cómo la infraestructura se recuperaría de una inundación y los costos proyectados asociados con la limpieza después de un anegamiento.

Por fin, el funcionario anota las medidas de adaptación ante una subida del nivel del mar que se incorporan en el proyecto.

El proceso es sencillo, pero no prescriptivo. Un proyecto no será automáticamente abandonado si se determinan riesgos altos por el aumento del nivel del mar. Por el contrario, el chequeo se usará para orientar las decisiones de los funcionarios y legisladores sobre si un proyecto propuesto tiene sentido y si necesita ser rediseñado. El comité de planificación del capital no tiene el poder de vetar o aprobar un proyecto, pero sí aconsejar a los legisladores sobre si deben aprobar sus costos.

Este chequeo se adoptó cinco años después de que el think tank urbano SPUR publicara un informe destacando la necesidad de que las ciudades y los condados del área de la Bahía comenzaran a planificar frente el cambio climático, y menos de dos años después de que el alcalde de San Francisco reuniera a un comité de la ciudad para hacer precisamente eso.

POR JOHN UPTON, para Climate Central

Texto original completo aquí

 

 

Tags: , , , , , , , , , , ,

Comments

Comments are closed.

Twitter widget by Rimon Habib - BuddyPress Expert Developer