Ciencia

Cómo resucitar al Mar Muerto

CIENCIA MAR MUERTO NASA GRANDE

(Agencias).- El Mar Muerto se está secando a una velocidad de un metro por año, según un estudio elaborado por expertos israelíes, según los cuales está dejando “enormes abismos de espacio vacío a su paso”, descubriendo colinas tras su desaparición.

El trabajo, que ha sido publicado en la revista Moment, destaca que hay más de 3.000 pozos alrededor del Mar Muerto, restos de lo que la masa de agua ha ido retrocediendo. De hecho, apunta que en 1990 sólo se contabilizaban 40 pozos.

El nivel de agua se ha reducido de 394 metros por debajo el nivel del mar en la década de 1960 a alrededor de 423 metros por debajo del nivel del mar a finales de 2012. La superficie del agua del mar se ha reducido en un tercio, pasando de los 950 km cuadrados hasta los 637 km cuadrados actuales. El nivel del agua sigue bajando a un ritmo “alarmante” de entre 0,8 a 1,2 metros por año.

Según los científicos, el descenso del nivel de agua en los últimos 30 años se debe a la desviación de las aguas del río Jordán y del Mar Muerto como consecuencia del aumento de población.

“La intervención humana casi ha matado al Mar Muerto”, denunció uno de los autores, Alon Tal, y pidió a las autoridades que tomen medidas “extraordinarias” para el cuidado y la protección del mar.

CIENCIA MAR MUERTO TAPA

EIN GEDI, Israel.- El proyecto para “salvar al mar Muerto”, declarado factible por el Banco Mundial, es cuestionado por ambientalistas que sostienen que conlleva enormes riesgos ambientales.

El objetivo del “canal mar Rojo-mar Muerto” es “desalinizar el agua y/o generar energía hidroeléctrica a un precio accesible para Jordania, Israel y la Autoridad Nacional Palestina” y “construir un símbolo de paz en Medio Oriente”.

El mar Muerto, lago endorreico situado a 426 metros por debajo del nivel del mar, se seca y se muere en el desierto a un ritmo de unos 1,1 metros al año. Su superficie se redujo en un tercio en los últimos 50 años: de 960 kilómetros cuadrados pasó a los actuales 620.

Ubicado entre la meseta bíblica de Moab y el desierto de Judea, el mar hipersalino limita con Jordania, al este, e Israel y el territorio palestino de Cisjordania, al oeste.

Es un spa natural. Sus minerales han sido extraídos para tratar enfermedades cutáneas por sus propiedades curativas desde la época de Cleopatra. En la actualidad, la industria química lleva adelante una operación multimillonaria en la que las empresas Dead Sea Works, de Israel, y Arab Potash Company, de Jordania, explotan el recurso para fabricar potasa para fertilizantes.

El flujo hídrico recibido por el mar Muerto disminuyó de 1.250 millones de metros cúbicos, al año, a 260 millones en 60 años debido al desvío de agua para actividades agrícolas del río Jordán, su principal tributario en el norte.

CIENCIA MAR MUERTO 3

Con el agregado del cambio climático, el mar Muerto tiene un futuro más que borroso, atrapado en una zona muerta debido a las actividades humanas. La ruta 90, que solía bordear la parte occidental, ahora pasa a un kilómetro de la costa.

Unos 300 kilómetros cuadrados de su lecho marino quedaron al aire libre en los años 60, y el proceso sigue a un ritmo de cinco kilómetros cuadrados al año.

Vastas planicies quedaron al desnudo sin advertencia y llevaron a la formación de unos 3.000 agujeros que de a poco se tragan tierras, caminos y edificios, lo que supone un riesgo significativo para la agricultura, la industria y las infraestructuras turísticas.

No sorprende que los tres países vecinos no lograran el año pasado que el mar Muerto formara parte de las Siete Maravillas Naturales. Además, la posibilidad de que figure en la lista de Patrimonio de la Humanidad es un sueño lejano.

“No queremos que muera el mar Muerto, queremos revivirlo”, dijo a IPS el ministro de Desarrollo Regional de Israel, Silvan Shalom. “Nuestro principal objetivo es llevar más agua a esa región árida. La mejor opción es un canal que bombee 2.000 millones de metros cúbicos al año del mar Rojo”, explicó.

“Lo que podría salvar al mar Muerto de la muerte sería el proyecto de desarrollo de 180 kilómetros llamado ‘Red Sea-Dead Sea Water Conveyance’” (Transferencia del mar Rojo al mar Muerto).

CIENCIA MAR MUERTO TAPA 2

La iniciativa implica bombear agua del mar Rojo, más al sur, hacia el mar Muerto. Un sistema de cañerías con seis tuberías y un túnel permitirían el flujo de agua gracias a la gravedad, aprovechando las diferencias de elevaciones (a nivel del mar y por debajo de él), hacia una planta de desalinización de alto nivel y dos centrales hidroeléctricas.

Tras una década de estudios, el Banco Mundial concluyó que el canal Rojo-Muerto, como se conoce a este ambicioso proyecto, es viable desde el punto de vista técnico, ambiental y socioeconómico.

El costo total de la iniciativa sería de 9.970 millones de dólares, según estimaciones de ese organismo. “La mitad sería amortizada con la venta de agua desalinizada y energía hidroeléctrica; la otra se financiaría mediante la asistencia internacional al desarrollo, una “situación beneficiosa para todos”, observó Shalom.

Pero “el proyecto no retiene el agua”, rebatió Gidon Bromberg, director de Eco Peace/Amigos de la Tierra Medio Oriente, una organización que reúne a ambientalistas israelíes, jordanos y palestinos por la paz.

“La mezcla del agua del mar Rojo con la salmuera única del mar Muerto probablemente genere un aljez (depósito sedimentario), lleve al surgimiento de algas rojas y enturbie la pureza del agua. Los dos cuerpos de agua no se mezclaran, igual que el agua y el aceite”, explicó.

“El agua del mar Rojo flotará por encima” de la otra, apuntó.

De hecho, expertos del Banco Mundial señalaron que la gran afluencia de agua del mar Rojo podría blanquear de forma duradera el azul Francia del mar Muerto, pero “que ese problema podría mitigarse agregando cristales de aljez en el sitio de descarga, lo que permitiría una sedimentación más rápida del aljez precipitado”.

Otra preocupación es la contaminación de las reservas subterráneas por la posible filtración de agua salada mientras se opera el sistema de cañerías de transferencia a lo largo del valle de la Aravá, considerado una “zona de gran actividad sísmica”.

CIENCIA MAR MUERTO 1

“Las cañerías podrían explotar en medio de un terremoto, y millones de metros cúbicos de agua contaminarían las reservas subterráneas”, dijo Bromberg a IPS.

El Banco Mundial propuso alternativas especiales, como cajas de concreto envolviendo las cañerías y válvulas de aislación, entre otras. Un sistema de control cerrará estas últimas en caso de sismo.

En cuanto al temor de que la estación de bombeo pueda tener un impacto en los corales del mar Rojo, un estudio modelo encargado por el Banco Mundial recomienda que la toma de agua esté ubicada a una profundidad no menor a 140 metros.

“Cuanto más profunda la toma, menos probable es que tenga un impacto” negativo, señala el estudio.

“Hubo muchas reuniones, y los argumentos redundantes fueron rechazados por el Banco Mundial. Las organizaciones ambientalistas no quieren el proyecto de ninguna manera”, sentenció Shalom.

Texto original aquí

CIENCIA MAR MUERTO 2

EIN FESHKA, Cisjordania, Palestina.- Con las relaciones entre Israel y Palestina en uno de sus peores momentos, al igual que el estado del mar Muerto, surgen dudas sobre si el proyecto del canal “Rojo-Muerto” podrá realmente ayudar a recuperar no solo el lago desértico hipersalino sino también la paz en la región, como se propone la megainiciativa del Banco Mundial.

Dos de los principales objetivos del proyecto de construir un canal desde el mar Rojo al Muerto apuntan a salvar a este último de su desaparición y a “construir un símbolo de paz en la región”.

Si, finalmente, el megaproyecto recibe luz verde del Banco Mundial, su implementación dependerá de los donantes, y el ambiente económico internacional no es auspicioso.

A Jordania se le asignará la mayor proporción de agua desalinizada, unos 230 millones de metros cúbicos al año. Israel y la Autoridad Nacional Palestina (ANP) recibirán cada uno 60 millones de metros cúbicos al año. Pero numerosos ambientalistas jordanos critican la iniciativa.

“La mayor parte de la obra tendrá lugar en territorio jordano”, apuntó Munqeth Mehyar, director de EcoPeace/Amigos de la Tierra de Medio Oriente-Amán (FoEME). “Jordania se vio muy afectada por la crisis económica global. Eso no presagia nada bueno para la asistencia internacional”, observó.

“Además, el proyecto solo empleará 1.700 personas y en los años de auge de la construcción”, añadió, refiriéndose al estudio de factibilidad divulgado por el Banco Mundial en enero.

Texto completo  aquí

Jerusalén. El mar Muerto, un incomparable espejo de agua que comparten Israel y Jordania, se está reduciendo a un ritmo alarmante. Pero jamás se secará del todo, dijo a el científico Amos Bein, director del Instituto Geológico israelí.

La superficie era de 1.025 kilómetros cuadrados en 1945. Hoy apenas alcanza 625. Y en algo más de 100 años tendrá la mitad de su actual extensión, según cifras oficiales. En ciertos puntos, la costa se halla hoy a 600 metros de donde se encontraba 20 años atrás.

Aunque las advertencias son serias, ”el mar Muerto no morirá nunca. Los procesos físicos son tales que buscará un nuevo equilibrio, que probablemente alcance en 100 o 150 años”, añadió Bein.

Cuanta menos agua tiene, mayor es la salinidad y por tanto más lento es su ritmo de evaporación. Hasta 1945, se secaban entre 1,6 y 1,8 metros por año. Hoy apenas 1,2 a 1,4 metros.

Y dado que este ”lago terminal” -como explica Bein- no tiene otra forma natural de perder agua que por evaporación, el proceso hacia ese equilibrio ya está en marcha.

Texto completo aquí

 

Tags: , , , , ,

Comments

Comments are closed.

Twitter widget by Rimon Habib - BuddyPress Expert Developer