Cambio Climático

El mapa de ruta para emitir menos gases

NUBES TORMENTA EN EL CAMPO SEGADO

Hay un camino de salida ante el sombrío panorama que plantean las emisiones de gases invernadero. Lo trazaron los científicos que estudian el cambio climático. Energía, transporte, construcción, urbanización y agricultura son las áreas clave. En este artículo, el detalle de la hoja de ruta que puede contribuir a evitar drásticos cambios climáticos. Así es como se conjuga el verbo mitigar.

En su informe de marzo de 2014 “Cambio Climático 2014: Impactos, Adaptación y Vulnerabilidad”, el Panel Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) fue inequívoco: el cambio climático inducido por el hombre está ocurriendo y los efectos ya son evidentes: reducción de las capas de hielo, sequías, inundaciones, tormentas y extinciones.

Si los niveles de emisión de gases de efecto invernadero continúan aumentando, afirma el IPCC, los cambios en el futuro serán probablemente más extremos, con millones de personas desplazadas por el aumento del nivel del mar y los suministros mundiales de alimentos amenazados.

En todo el mundo, se reparten progresos e inacción. En 2013, por ejemplo, las energías renovables aportaron el 44% de la nueva capacidad de generación eléctrica de ese año, con la energía eólica proporcionando la parte del león.

Pero el combustible de mayor crecimiento sigue siendo el más sucio: el carbón. Como afirma la Agencia Internacional de Energía (AEI): “El uso del carbón no ha dejado de aumentar y las previsiones indican que, salvo que se produzca una acción política dramática, esta tendencia continuará en el futuro”.

ENERGÍAS EXXON GAS CARBÓN FRACKING

Por su parte, el gas natural es considerado a menudo como un “combustible puente” para un futuro con bajas emisiones de carbono. Pero en comparación con la energía solar y la eólica, sigue siendo alto en emisiones de carbono y su extracción puede liberar cantidades significativas de metano, otro gas de efecto invernadero más potente que el CO2.

También una planta de energía nuclear produce menos emisiones durante su vida útil que una impulsada por el carbón o el gas natural, pero el desastre de Fukushima puso de relieve una vez más los riesgos sustanciales inherentes a la tecnología atómica.

Con este panorama, el IPCC estableció caminos para limitar o revertir las tendencias nocivas en las emisiones de gases de efecto invernadero. La necesidad de cooperación internacional y, especialmente, gravar el carbón son fundamentales para el informe.

CC GRÁFICO ENERGÍAS POR SECTORES 2010

El gráfico de arriba muestra la proporción de gases de efecto invernadero emitidos por los diversos sectores de la economía global. Las emisiones indirectas, que se muestran a la derecha, son las que resultan de la generación de electricidad y calor; las emisiones directas por sector se muestran a la izquierda.

El informe del IPCC analiza cada sector y destaca el potencial de reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero a través de una mayor eficiencia, menor utilización o cualquier otro medio.

. Generación de energía

ENERGÍAS ESCANDINAVIA 6

La reducción de las emisiones de carbono provenientes de la generación de electricidad es una de las maneras más rentables para mitigar el cambio climático:

“La descarbonización ocurre más rápidamente en la generación de electricidad que en la industria, los edificios y el transporte. En la mayoría de los escenarios de baja de estabilización, la proporción de bajas emisiones de carbono de suministro de electricidad se incrementa de la actual cuota de aproximadamente el 30% a más del 80% en 2050 “.

(…) A pesar de la incertidumbre política, la eólica y otras energías renovables han seguido creciendo rápidamente y los precios por kilovatio están cayendo casi a la paridad con los combustibles fósiles. Juntos, juegan un papel central en el crecimiento de las energías renovables, la eólica y la solar, en particular, y una amplia gama de incentivos están en su lugar que se puede aprovechar.

Durante los próximos 20 años, las inversiones anuales en energías renovables, la generación de energía nuclear y electricidad con captura y almacenamiento de carbono se prevé que aumente en 147 mil millones de dólares, mientras que la de generación eléctrica de combustibles fósiles se reducirá en alrededor de 30 mil millones (si bien los cambios relativos son importantes, tenga en cuenta que la inversión media anual en los sistemas de energía es de 1,2 billones de dólares),

. Industria y residuos

CC RECICLADO DE RESIDUOS BASURA ECOPORTAL

En 2010, los usos industriales representaron el 28% del consumo mundial de energía y produjeron 13 giga-toneladas de CO2. Se prevé un aumento de entre el 50% y el 150% de estas emisiones para 2050. Sin embargo, la intensidad energética del sector podría reducirse en un 25% desde el nivel actual a través de la adopción a gran escala de las tecnologías disponibles en la actualidad (foto ecoportal.net).

Las principales barreras para una mayor eficiencia industrial son los costos de inversión inicial y la falta de información. (…) Las empresas de todos los tamaños pueden reducir las emisiones a través de pequeños cambios, como el uso de motores más eficientes y eliminando las fugas de aire y de vapor. Cuando se construyen nuevas instalaciones, el uso compartido de infraestructura y utilización de calor residual reduciría las pérdidas de energía considerablemente.

Los residuos sólidos urbanos y las aguas residuales contribuyeron con el equivalente a 1,5 giga-toneladas de CO2 en 2010. Debido a que se recicla sólo 20% de los residuos sólidos municipales se recicla, “las tecnologías de tratamiento de residuos y la recuperación de energía para reducir la demanda de combustibles fósiles puede dar lugar a reducciones significativas de las emisiones directas de eliminación de residuos “.

. Transporte

ENERGÍAS LONDRES TAXIS ELÉCTRICOS LONDRES 2

Las emisiones de gases de efecto invernadero originadas en el transporte se pueden “desacoplar” del crecimiento económico con una combinación de los esfuerzos de mitigación y políticas no climáticas a nivel de gobierno federal, estatal y local.

“Esas estrategias pueden ayudar a reducir la demanda de viajes , incentivar a las empresas de transporte de mercancías para reducir la intensidad de carbono de sus sistemas logísticos y de inducir cambios modales”, dice el informe.

Hacia 2050, encarar una nueva infraestructura de transporte masivo y de renovación urbana tiene el potencial de reducir la demanda de energía final hasta 40% por debajo de medición tomada como base, una mejora respecto a la reportada en el anterior informe del IPCC  sobre cambio climático, de 2007.

“La eficiencia energética proyectada y mejoras en el rendimiento de los vehículo varían de 30% a 50% hacia 2030 respecto a 2010, según el tipo de transporte y de vehículo”, afirma. En particular, los autobuses de tránsito rápido tienen costos relativamente bajos de infraestructura y se puede implementar de forma relativamente rápida.

La planificación urbana, el desarrollo orientado al tránsito, el apoyo al ciclismo y a la costumbre de caminar pueden traer transformaciones, al igual que las inversiones en nuevas infraestructuras como sistemas ferroviarios de alta velocidad que reducen demanda de viajes aéreos de corta distancia.

“Estos cambios tienen el potencial de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero del transporte en un 20% y un 50% en 2050 en comparación con los niveles de los que se ha partido para medirlas”, asegura el IPCC.

. Construcción

CC Techos 1

En 2010, el sector de la construcción fue el responsable de aproximadamente el 32% del consumo final de energía y de 8,8 giga-toneladas de emisiones directas e indirectas de CO2.

En los escenarios de referencia, a mediados de siglo la demanda de energía del sector se prevé que aproximadamente se duplique y sus emisiones de CO2 aumenten de 50% a 150%.

Los estándares de construcción ecológica son una de las formas más rentables para reducir las emisiones. “En algunos países desarrollados, han contribuido a una estabilización o disminución en la demanda total de energía consumida por los edificios. Fortalecer sustancialmente estas normas, adoptándolas en otras áreas y extendiéndolas a más tipos de construcción y de electrodomésticos, será un factor clave para alcanzar los objetivos climáticos pretendidos”.

La actualización de edificios ya existentes puede reducir el uso de energía de 50% a 90%. “Las grandes mejoras que se lograron recientemente en el rendimiento y los costes de la construcción hacen económicamente atractivas esas modernizaciones, a veces incluso a un costo neto negativo”, y puede incluso ayudar a hacer retroceder el calentamiento global .

. Infraestructura

HISTORIAS MEGACIUDADES SAN PABLO

Según ha crecido la población mundial, también aumentó la urbanización, pero a menudo en extensiones de baja densidad que dañan los ecosistemas y llevan a las emisiones de gases de efecto invernadero aún más altas.

“Por las tendencias en la densidad y el continuo crecimiento económico y de la población, se proyecta un crecimiento de la tierra urbana del 56% al 310% entre 2000 y 2030. La diferencia de casi seis veces entre los extremos muestra la gama de resultados posibles, y pone de relieve la importancia de la acción”.

. Agricultura

AMÉRICA LATINA BRASIL GASES INVERNADERO AMAZONIA

 

Con una reducción de la deforestación, el aumento de la restauración de los bosques y la adopción generalizada de las técnicas de cultivo y manejo del pastoreo sostenible este sector puede convertirse, en lugar de emisor, en sumidero neto de CO2 antes de 2100.

“Las opciones de mitigación más rentables en el sector forestal son la repoblación forestal, la gestión forestal sostenible y la reducción de la deforestación, con grandes diferencias en la importancia relativa de las distintas regiones. En la agricultura, las opciones de mitigación más rentables son la gestión de tierras agrícolas, gestión de pastizales y la restauración de los suelos orgánicos”.

 

. Reducción de la demanda

ENERGÍAS ESCANDINAVIA 3

Un recorte de la demanda de energía a través es crucial, dicen los científicos del IPCC. Como la demanada se da a nivel individual, las emisiones pueden reducirse sustancialmente a través de cambios en los patrones de consumo.

Esos cambios incluyen conducir menos, cambiar vehículos por otros de mayor eficiencia, utilizar el transporte público, comprar productos de mayor duración y reducir el desperdicio de alimentos. “Las opciones incluyen incentivos monetarios y no monetarios, y las medidas de información puede facilitar cambios de comportamiento”, señalan los autores del informe.

Por Leighton Walter Kille

Texto original completo de Journalists Resource aquí 

Tags: , , , , , , , ,

Comments

Comments are closed.

Twitter widget by Rimon Habib - BuddyPress Expert Developer