América Latina

El paraíso en riesgo del Caribe

AMERICA LATINA CARIBE EVENTOS EXTREMOS

Los fenómenos extremos y la falta de inversión y de prevención planificadas: una combinación que hace de la región en la que todos nos imaginamos que pudo haber estado el Paraíso -y donde para algunos todavía sigue- en territorios sin defensas expuestos a la creciente violencia de los fenómenos climáticos extremos.  En medio siglo, afrontó casi doscientos eventos extremos.

(IPS)-. El Caribe está en peligro de convertirse en una “región de morosos en serie”, entre otras cosas porque los desastres naturales están afectando severamente la capacidad de los gobiernos para afrontar sus obligaciones de deuda.

Las naciones caribeñas son algunas de las más vulnerables a las catástrofes climáticas. La región sufrió 187 eventos extremos en los últimos 60 años.

“Los efectos de los desastres naturales en el crecimiento y en la deuda (de la región) son significativos”, indica un estudio del Fondo Monetario Internacional (FMI) titulado “Caribbean Small States: Challenges of High Debt and Low Growth” (Pequeños estados del Caribe: desafíos de una alta deuda y un bajo crecimiento).

“Muchas economías caribeñas afrontan una deuda alta y en aumento”, añade.

A los gobiernos caribeños les era más fácil entrar en cese de pagos que reducir sus gastos, dijo un experto de finanzas internacionales de la America University, citado por el servicio de información financiera Bloomberg en un reporte sobre la reestructuración de los créditos en la región, luego de que algunos países incumplieran con el pago de sus bonos.

AMÉRICA LATINA CARIBE EVENTOS EXTREMOS IPSNEWS

En los últimos tres años, varios países caribeños debieron reestructurar esos papeles. Bloomberg citó los ejemplos de Belice, Granada y Jamaica.

Michael Hendrickson, oficial de asuntos económicos en la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), explicó la presión que significaron los desastres naturales en las economías de la región en la última década.

“En Granada, el PIB (producto interno bruto) se contrajo principalmente debido a las consecuencias del huracán Iván”, señaló el experto.

“La tasa de crecimiento cayó de 9,5 por ciento en 2003 (antes del ciclón) a -0,7 por ciento en 2004 (el año del huracán), para recuperarse en 2005, con un crecimiento de 13,3 por ciento, sin duda gracias a las inversiones en la reconstrucción, pero cayó de nuevo en 2006”, agregó.

“Jamaica también sintió el impacto de Iván, y su tasa de crecimiento se redujo de 3,7 por ciento en 2003 a 1,3 por ciento en 2004. Esto se ve reflejado en sectores como la agricultura, la minería y el turismo”, señaló el funcionario de la Cepal.

“Más aún, los impactos se extendieron a 2005, cuando la economía creció solo 0,9 por ciento. En Belice, la tasa de crecimiento se redujo de 5,1 por ciento en 2006 a 1,1 por ciento en 2007, en parte como resultado del impacto del huracán Dean, que dañó la agricultura y la infraestructura productiva”, dijo.

La tendencia de los gobiernos de la región a financiar el crecimiento social y económico con créditos en vez de crear un apropiado marco para el desarrollo sostenible también contribuyó a generar una alta deuda en relación con el PIB.

Algunos países caribeños “tienen niveles de deuda que pueden ser considerados insostenibles”, planteó Hendrickson. Los pagos de esas obligaciones consumieron cerca de 30 por ciento de los ingresos de los gobiernos en 2011.

Texto completo aquí

Tags: , , , , , ,

Comments

Comments are closed.

Twitter widget by Rimon Habib - BuddyPress Expert Developer