Cambio Climático

Las malas señales que dejó 2016, el año más cálido

Buildings are seen in heavy smog during a polluted day in Jinan, Shandong province, China, December 20, 2016. REUTERS/Stringer ATTENTION EDITORS - THIS PICTURE WAS PROVIDED BY A THIRD PARTY. EDITORIAL USE ONLY. CHINA OUT. TPX IMAGES OF THE DAY - RTX2VRXQ

2016 fue el año en que las noticias de todo el mundo hicieron que el cambio climático fuera innegable para cualquiera que prestara atención.

LA PÉRDIDA DE CORALES

Image of killed by bleaching on Zenith Reef, on the northern Great Barrier Reef in Australia.

La Gran Barrera de Coral de Australia, un sitio de 2.300 kilómetros de largo, parte del patrimonio mundial y visible desde el espacio, sufrió en 2016 la mayor pérdida de corales jamás registrada.

La pérdida se concentra en la parte norte del arrecife, considerada la más prístina. Alrededor del 93% de los 2.900 arrecifes individuales que componen el sistema de la Gran Barrera de Coral fueron afectados por el evento de blanqueamiento de coral en diversos grados.

En las 435 millas que componen la parte norte del arrecife desde Port Douglas, Australia hasta Papua Nueva Guinea, alrededor del 67% del coral murió en el último año, según el Centro de Excelencia del Consejo Australiano de Investigación para el Estudio de las Barreras de Corales (ARC), con sede en la Universidad James Cook.

“La buena noticia es que los dos tercios del sur del Arrecife han sufrido sólo daños menores. En promedio, el 6% de los corales blanqueados murió en la región central en 2016, y sólo el 1% en el sur “, dice Andrew Baird, investigador jefe del Centro ARC.

El evento de blanqueo se debió a las temperaturas del agua más altas de lo normal en 2015 y 2016, causadas por un fenómeno de El Niño y el cambio climático global. Las altas temperaturas del mar provocan que los corales expulsen a las diminutas algas fotosintéticas que viven en una relación simbiótica con el coral.

Como resultado, el coral se vuelve blanco translúcido y muere, ya que las algas proporcionan al coral una fuente significativa de energía. Mientras que los arrecifes de coral son capaces de recuperarse si la temperatura del agua permanece bajo un cierta temperatura, eso es poco probable en las condiciones climáticas actuales y las previstas.

El aumento de la deforestación en la Amazonia

Según un estudio publicado por el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales de Brasil, la deforestación en la Amazonia aumentó más del 29% de 2015 a 2016. Entre agosto de 2015 y julio de 2016, la selva amazónica fue deforestada a una tasa estimada de más de 3.000 millas cuadradas (7.800 km2) por año, la tasa más alta desde 2008.

Según Marcio Astrini, director de política de Greenpeace en São Paulo, el ritmo creciente de la deforestación se debe, al menos en parte, a las malas decisiones tomadas por el gobierno federal brasileño.

Por ejemplo, entre 2012 y 2015, decidió suspender las multas por deforestación ilegal, abandonó algunas áreas clave protegidas y anunció que el gobierno detendrá la deforestación ilegal sólo en 2030.

Además, la escasez de fondos para el Instituto Brasileño para el Medio Ambiente Y Recursos Naturales Renovables, encargado de rastrear la actividad maderera, ha sido un obstáculo para detener la tala ilegal.

El hecho de que Brasil no proteja sus bosques es motivo de preocupación sobre su capacidad para cumplir con los compromisos contraídos en el Acuerdo de París de 2015 contra el cambio climático. La deforestación es uno de los principales factores que contribuyen a cambiar las condiciones climáticas, y el impacto de los bosques agotados se sentirá mucho más allá de la Amazonia.

PERDIMOS HIELO POLAR DEL TAMAÑO DE LA INDIA

El hielo marino en el Ártico y en la Antártida se encuentra en mínimos récord. Los científicos climáticos dicen que una porción de hielo marino de aproximadamente el tamaño de la India se derritió en 2016 debido al aumento mundial de las temperaturas: el 4 de diciembre, el hielo marino polar quedó 1,48 millones de millas cuadradas por debajo del promedio de 1981-2010.

Los científicos atribuyen la pérdida a la acumulación de gases de efecto invernadero, al fenómeno meteorológico de El Niño y a inéditos cambios naturales.

Las temperaturas en algunas partes del Ártico quedaron 36°F por encima de lo normal en noviembre, según el Centro Nacional de Datos de Nieve y Hielo de los Estados Unidos.

EL GLACIAR MÁS GRANDE DE LA ANTÁRTIDA ORIENTAL SE ESTÁ DERRITIENDO

El Glaciar Totten, en la Antártida Oriental, es la capa de hielo más grande del mundo. Y este año, los científicos confirmaron que se está derritiendo desde abajo debido al calentamiento de las aguas del océano.

La plataforma de hielo del glaciar -la placa flotante de hielo que se forma donde un glaciar fluye al océano- está perdiendo entre 63 y 80 mil millones de toneladas de masa y 32 pies (9,7 metros) de espesor cada año, basado en mediciones satelitales.

Si bien la plataforma de hielo que se derrite no contribuye actualmente al aumento del nivel del mar (ya que ya está sumergida), si la plataforma de hielo se debilita y el hielo del glaciar Totten termina en el océano, los mares aumentarían alrededor de 11,5 pies (3,5 metros), según los científicos.

El derretimiento de hielos en los polos continuará. Este año, los científicos predijeron que en las próximas décadas, el Océano Ártico podría quedar libre de hielo en los meses de verano.

La producción global de café, bajo amenaza

Por ahora, nuestras deliciosas tazas de café están aseguradas, pero en 30 años se espera que sea más caro y menos sabroso, si el cambio climático continúa sin control.

Un nuevo informe publicado en agosto de este año por el Climate Institute, un grupo de expertos australiano, encontró que el cambio climático podría reducir la cantidad de tierra adecuada para cultivar el café en 2050.

Por ejemplo, la mayoría de las plantaciones mexicanas podrían desaparecer en 2020, Y los de Nicaragua podrían seguir por 2050. Para finales del siglo, la planta arábica salvaje del café podría ser una cosa del pasado.

Y, por supuesto, los récords de calor

Las temperaturas mundiales alcanzarán un máximo récord por tercer año consecutivo, ya que la Organización Meteorológica Mundial pronosticó en noviembre que 2016 probablemente superará 2015 para convertirse en el año más cálido de los registros modernos.

Los datos preliminares hasta octubre muestran que las temperaturas medias globales están 1,2 grados F (1,2 grados C) por encima de los niveles preindustriales, impulsadas por el fenómeno de El Niño.

Esto queda peligrosamente cerca del límite adoptado en el Acuerdo de París, que exige un aumento de temperatura limitado desde la revolución industrial a 2 grados C.

Texto original de Quartz, aquí

Tags: , , , , , , , , ,

Comments

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Twitter widget by Rimon Habib - BuddyPress Expert Developer