Ciencia

¿Los glaciares se quiebran para sobrevivir al calentamiento?

CIENCIA FALLJOKULL ISLANDIA

Los científicos tienden a hablar de los glaciares como si fueran seres vivos. Dicen que crecen y mueren y que tienen buena o mala salud . Ahora, un puñado de investigadores ha encontrado una manera de que estos ríos de hielo antropomorfizados que estudian pueden vivir y morir al mismo tiempo, a medida que el planeta se calienta.

El descubrimiento de un macabro glaciar semi-inerte en el sureste de Islandia no sólo supone una nueva clase de ríos congelados de agua “zombies”. También plantea preguntas sobre la validez de los enfoques convencionales para medir el crecimiento y el retroceso de glaciares similares.

Cuando se dice de un glaciar que está vivo es que crece engullendo la capa de nieve congelada durante los meses de verano, a menudo agregando más hielo de lo que pierde por la fusión. Durante la temporada de frío se expande hacia abajo, con un crecimiento de su masa y  longitud, a veces tallando grandes valles según avanza. El glaciar no sólo añade hielo alrededor de su periferia; toda su masa empuja en invierno y disminuye en verano.

Cuando se dice que un glaciar pueda estar muriendo, como muchos hoy debido al aumento de las temperaturas, se ha pensado que lo hace de dos maneras posibles. Puede retirarse, con tasas de fusión en verano que superan la absorción de hielo nuevo. O puede estancarse y marchitarse, como un cubito de hielo que se derrite.

Pero científicos que utilizaron una combinación de satélites, radares y tecnología LiDAR de teledetección con el glaciar Falljökull, de Islandia, durante un período de 12 meses descubrieron una respuesta nunca documentada.

CIENCIA GLACIARES ZOMBIES GLACIAR FALLJOKULL ISLANDIA

“Falljökull no encaja en ninguno de esas dos opciones”, dijo el científico Emrys Phillips , uno de los cinco investigadores British Geological Survey que describen su descubrimiento en la revista Journal of Geophysical Research: Superficie de la Tierra .

Partes vivas de los glaciares parecen haberse desprendido de fragmentos muertos. El glaciar global ha retrocedido más de un kilómetro y medio por la ladera de un volcán cubierto de hielo durante los últimos dos siglos, a pesar de una etapa de crecimiento de 600 pies (182 metros) entre 1970 y 1990.

La parte de mayor altitud del glaciar se ha desprendido de su base podrida, según descubrieron los investigadores, y recobraron vida. La parte superior ha reanudado un avance hacia adelante que, entre 1990 y 2004, había sido a la inversa.

“Es como si el glaciar abandonó su sección inferior de estancamiento, mientras que la parte superior del glaciar continúa moviéndose hacia adelante”, dijo Phillips.

El científico comparó la sección inferior del glaciar abandonado con un pedazo de cola perdida por un lagarto cuando es atacado por un predador. “En el caso del glaciar, el depredador es nuestro calentamiento del clima”.

Si bien reconoce que “es extraño antropomorfizar un glaciar”, Phillips dice que es “como si el glaciar estuviera tratando de salvarse a sí mismo acortando su longitud activa paara adaptarse a los veranos cada vez más cálidos y menos nevadas durante los meses de invierno”.

En efecto, reconoce Phillips: “El glaciar se ha reducido.”

Es posible que otros glaciares de montaña se están comportando de manera similar, de acuerdo con Phillips, pero se necesita más investigación. Si éste resulta ser el caso, entonces podría ser fácil revisar imágenes de satélite u otras mediciones de glaciares y creer erróneamente que un glaciar se va desgastando, cuando sus tramos de mayor altitud estám en realidad odavía activa y creciente.

La comprensión de procesos como estos podría ayudar a los científicos a perfeccionar las proyecciones de inundaciones, considerando que el desgaste de glaciares en la actualidad es responsable de alrededor de un cuarto de los 3 milímetros o menos de subida anual del nivel del mar.

“Nos gusta pensar que a medida que se vuelve más corto, el glaciar está perdiendo masa, pro no es así si lo miramos de este modo”, dijo Graham Cogley, profesor emérito de geografía en la Universidad de Trento. Cogley investiga los impactos climáticos en los glaciares, sin haber estado involucrado con la reciente investigación Falljökull. “El problema es que no sabemos lo extendido de este tipo de comportamiento”.

JOHN UPTON, PARA CLIMATE CENTRAL

Texto original completo aquí

 

Tags: , , , , ,

Comments

Comments are closed.

Twitter widget by Rimon Habib - BuddyPress Expert Developer